¿Cuántas veces a la semana vas a la compra? ¿Una, dos, tres, más de 4? La frecuencia con la que haces la compra puede estar motivada por diferentes motivos. Uno de ellos, por ejemplo, por querer comprar productos frescos y así ahorrar dinero al no tener que desperdiciar dinero tirando alimentos perecederos. Efectivamente, ahorrarás dinero, pero estarás perdiendo tiempo.

En Grupo Castrillo te damos la solución para que puedas ir a la compra una vez a la semana. ¡Tan sólo una vez a la semana y comprando productos frescos! Parece increíble, ¿verdad?

La clave, cómo no, está en el frigorífico, en elegir el mejor. Si estás perdido, te ayudamos a encontrar el que mejor se adapta a tus necesidades. Y en este post te contamos 3 claves que pueden ayudarte a elegir un buen frigorífico.

Te será de gran ayuda planificar los menús semanales, tanto de comidas como de cenas. Lo hemos probado y desde entonces organizamos mejor las comidas y hacer la lista de la compra es mucho más fácil. Siempre sabemos qué hay que comprar y ya no llegamos a casa y nos damos cuenta de que nos hemos olvidado de comprar los tomates, el pescado de la cena o las manzanas.

Para ir solo una vez a la semana al mercado o al supermercado, debes colocar cada alimento en su sitio del frigorífico, así los alimentos se congelan mejor y tú ganarás tiempo y dinero.

También te ayudará tener un frigorífico con cajón HydroFresh. En él, la fruta y verdura se conserva hasta el doble de tiempo manteniendo sus vitaminas, minerales y sobre todo, su sabor y frescura. Por ejemplo, podrás comprar manzanas cada 120 días porque  la función Hydrocontrol de algunos frigoríficos sobre el icono de frutas favorece una mayor circulación del aire, o una lechuga cada 60 días porque en el cajón se mantiene un alto nivel de humedad, ideal para mantener su sabor y frescura, y también el de espinacas o brócoli.

Te aconsejamos tener siempre un fondo de frigorífico que te pueda sacar de más de un apuro sin la necesidad de tener que ir en el último momento y a última hora al súper para comprar algo para cenar.

Otro truco muy útil es congelar los alimentos. Por ejemplo, vas una vez a la semana al supermercado y compras por 15 días. Los alimentos que no necesitas, los congelas, y los vas descongelando a medida que los vas necesitando.

Con estos trucos sólo tendrás que ir una vez a hacer la compra de la semana, pero disfrutar de ella mucho más tiempo.

¿Ya has decidido qué vas a hacer en el tiempo que vas a ganar?carro-compra-carrefour--644x362

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

*

Después de escribir algún texto, pulse ENTER para iniciar la búsqueda ...